Ahora, cierro los ojos y te miro.
Miro en la luz de mis ojos cerrados.
Te veo deambular, a tientas,
por dentro de mi oscura mirada.
Eres un oscuro verso suelto.

Anuncios